viernes, 24 de julio de 2009

METODOS ANTICONCEPTIVOS DE BARRERA: MECANICOS Y QUIMICOS


MÉTODOS ANTICONCEPTIVOS DE BARRERA: MECANICOS Y QUIMICOS
Dr. Feliciano Víctor Gutarra Cerrón
Julio 2009

“Cuántos en el planeta desearían estar en tu lugar. Sé agradecido con lo que tienes, y desde lo que eres y tienes inicia el cambio hacia algo mejor, pues siempre habrá delante nuevos logros para tu crecer. La vida positiva se inicia ahora, ya, desde donde uno está”.
Autor anónimo


MÉTODOS ANTICONCEPTIVOS DE BARRERA
Son aquellos métodos que impiden el ascenso de los espermatozoides hacia la cavidad uterina, ya sea formando una barrera mecánica (preservativo, diafragma) o química (óvulos vaginales, jaleas, etc.) o la combinación de ambos.

CLASIFICACIÓN
1. Mecánicos (Masculino y Femenino)
2. Químicos (Femenino)

METO
DOS DE BARRERA MECANICOS MASCULINOS
Preservativo o condon (funda, sombrero)
El preservativo masculino es una funda muy fina, elástica y resistente que se coloca sobre el pene, cuando está erecto, siempre antes de la penetración. Funda delgada de caucho (látex). Lubricada, sin nonoxinol – 9, actúa como barrera y evita que los espermatozoides puedan entrar en contacto con el ovulo de la mujer, por lo tanto, evita que se fecunde.

a) Mecanismo de Acción
[1]
Impiden que los espermatozoides tengan acceso al tracto reproductor femenino.

b) Tasa de Falla

· Falla teórica o de uso perfecto 5 embarazos por cada 100 mujeres en el primer año de uso.
· Falla de uso o uso típico 21 embarazos por cada 100 mujeres en el primer año de uso.

c) Características:
· Es un método eficaz, si se usa correctamente.
· Pocos efectos negativos (alergia al látex o al lubricante).
· De fácil obtención y bajo costo.
· No requiere examen ni prescripción médica.
· Fomenta la responsabilidad del varón en la anticoncepción.
· Su uso correcto reduce la transmisión de las ITS, VIH – SIDA.
· Depende del usuario, requiere una motivación constante.
· Está relacionado con el coito.
· Puede mejorar la relación sexual cuando su colocación es parte del juego sexual.

d) Condiciones de almacenaje
· El ambiente debe ser seco.
· Evitar fuentes directas de calor o luz solar.
· Descartar los que se encuentren más allá de los cinco años de la fecha de fabricación o manufactura (MFD)
· Antes de distribuirlos revise si el sobre mantiene la sensación de “almohadilla de aire”.

e) Contraindicaciones
· Alergia o hipersensibilidad al látex.
· Alergia o hipersensibilidad al lubricante.
· Personas con disfunciones sexuales.

f) Forma de uso
· Asegurarse de la integridad del envase (ver si está deteriorado o roto o con perdida de turgencia del mismo). Ver instrucciones para usuarios de condón en las “Guías Nacionales de Atención Integral de la Salud Sexual y Reproductiva”.
· Verificar la fecha de manufactura en el sobre, la cual no deberá ser mayor de cinco años.
· Usar un condón o preservativo nuevo en cada relación sexual y colocarlo antes de la penetración (coito).
· Cada condón se usa una sola vez.
· Si tuviera otra relación sexual use otro condón.
· Se debe retirar antes que el pene pierda la erección.
· Eliminar el condón en depósitos que eviten que otras personas puedan estar en contacto con el mismo.

¿Cómo se usa correctamente un condón?
· Ten los preservativos a mano y cuantos más mejor.Compra sólo preservativos homologados por las autoridades sanitarias.
· Controla la fecha de caducidad
· Almacena el condón en lugar fresco, seco y al abrigo del sol/luz.
· Maneja el condón cuidadosamente para no dañarlo (rasgarlo con las uñas, dientes, anillos, etc.).
· Coloca el preservativo antes de cualquier contacto genital para evitar la exposición a fluidos que puedan contener agentes infecciosos.
· Comprime el extremo cerrado del condón para expulsar el aire y colócalo sobre el pene erecto, dejando un espacio libre en la punta para que se deposite el semen. Desenrolla el condón cuidadosamente cubriendo totalmente el pene.
· Usa el condón durante toda la penetración. Tras la eyaculación, retira el pene lentamente antes de que haya desaparecido la erección, sujetando el condón por su base para asegurar que no haya salida de semen durante la retirada.
· Quita y desecha el condón tirándolo a la basura, nunca al WC.
· Nunca reutilices un condón

g) Posibles efectos secundarios y su tratamiento
Irritación del pene o la vagina por alergia. El tratamiento será:
· Baños de asiento y aplicarse una crema antipruriginosa y antiinflamatoria.
· Si vuelve a presentarse cambiar de método anticonceptivo.

h) Programación de seguimiento:
· En la primera visita se entregará 10 condones.
· Es necesario citar al usuario/a al primer mes de iniciado el uso, para evaluar el adecuado uso del método así como para la provisión de los condones.
· Posteriormente deberá acudir al establecimiento o proveedor cada tres meses para la entrega de 30 condones para tres meses que son entregados en forma gratuita.
· Es importante que las parejas o personas usuarias acudan cada año para una atención integral en salud reproductiva.
· Es conveniente mencionar a la usuaria que puede acudir al establecimiento en cualquier momento que ella o su pareja crea necesario.

METODOS DE BARRERA MECANICOS FEMENINOS
1. CONDON FEMENINO (condón femenino REALITY)

El condón femenino es fabricado de poliuretano y no tienen efectos secundarios. El Poliuretano no es afectado por cambios en temperatura y además es más fuerte que látex. Este condón es más amplio que el condón masculino y tiene dos anillos, un anillo abierto y un anillo cerrado. El condón femenino protege más contra ITS porque cubre gran parte de los genitales femeninos y la base del pene. El precio de un condón femenino es más alto que un condón masculino: poliuretano es un material más caro que látex y la fabricación es más cara.

Pasos para el uso correcto del condón femenino
1. Primero: siempre coloque el condón antes de una penetración. Una ventaja del condón femenino es que se puede colocarlo hasta 8 horas antes de tener relaciones sexuales, entonces no es necesario interrumpir el acto sexual. Verifique que el no esté dañado y que la fecha de vencimiento no esté pasada o que la fecha de fabricación esté dentro de los 5 años de su fabricación
2. Póngase en una posición cómoda.
3. Sostenga el condón con el extremo abierto colgando hacia abajo. Apriete el anillo interno del condón con el dedo pulgar y el dedo medio. Sostenga el dedo índice entre el dedo pulgar y el dedo medio mientras continúa apretando el anillo interno del condón.
4. Sosteniendo todavía el condón con los tres dedos de una mano, con la otra mano separe los labios de la vagina. Coloque el condón en la entrada del canal vaginal y suéltelo.
5. Ahora con el dedo índice por dentro del condón empuje el anilla interno dentro de la vagina hasta pasar por el hueso púbico. Unos 2,5 centímetros del condón con el anillo externo quedarán fuera del cuerpo.
6. Para sacar el condón apriete y dé vuelta al anillo externo, para mantener el semen en el interior de la funda. Sáquelo con cuidado y arrójelo en la basura, no en el baño.
Resultados de estudios de aceptabilidad
La aceptabilidad es esencial para el uso correcto y sostenido de cualquier método. Los estudios realizados por FHI del condón femenino observaron que a muchas mujeres les gustaba el dispositivo y que éstas lo recomendarían a otras personas. Las mujeres tendían a aceptar más el dispositivo que los hombres. Aunque las mujeres en general recomendarían el dispositivo a otras mujeres y tenían una opinión más bien positiva al respecto, muchas de las que participaron en los estudios dejaron de usarlo debido a objeciones del compañero. En general, las dificultades de inserción disminuyeron a medida que aumentaba la experiencia con el uso del dispositivo, y el uso se hizo más cómodo y aceptable con la práctica. La aceptabilidad del condón femenino también puede determinarse examinando las ventajas y desventajas citadas por los participantes de los estudios de FHI.

Ventajas
· Controlado por la mujer
· Más cómodo para los hombres, no disminuye tanto la sensación como el condón masculino de látex
· Ofrece mucha protección (cubre los genitales internos y externos)
· Es más conveniente (puede insertarse antes del acto sexual)
· Es más fuerte que el poliuretano (el poliuretano es 40% más fuerte que el látex)
Tradicionalmente, los métodos anticonceptivos son más eficaces si la mujer los controla y si ésta cuenta con el apoyo y la aceptación del uso del método por parte del hombre. Las mujeres de Camerún, Kenia, Tailandia y Malawi citaron el control de su propia salud como un aspecto positivo del condón femenino. El condón femenino no aprieta el pene como el de látex. Como resultado de ello, la sensibilidad del hombre no se reduce considerablemente; los participantes del estudio de Kenia y Malawi no notificaron pérdida de sensibilidad. Puesto que el dispositivo cubre los genitales femeninos internos y gran parte de los externos, al tiempo que constituye una barrera entre los órganos sexuales del hombre y de la mujer, es posible que ofrezca más protección contra las ITS. Las participantes de Kenia, Tailandia y Camerún dijeron que la protección contra las ITS era importante; las de los estudios realizados en África también percibieron el dispositivo como un método durable, fuerte y eficaz, o como un método eficaz que puede reemplazar el condón masculino, o como una mezcla de estas cuatro características. Por último, el condón femenino se percibía como un método más conveniente porque puede insertarse mucho antes del acto sexual. En las mujeres que corren un alto riesgo de contraer ITS, este tipo de condón constituye una opción profiláctica en caso de que el compañero se niegue a usar un condón masculino.

Desventajas
· No es agradable desde el punto de vista estético
· Presenta dificultades para insertarlo/extraerlo
Las principales desventajas del condón femenino que señalaron las participantes del estudio se centraban en una de las principales ventajas del dispositivo: la cobertura de los genitales femeninos externos. Esta cobertura tenía un efecto indudablemente negativo en la estética y la aceptación del dispositivo. Otros problemas relacionados con la estética incluían su aspecto desagradable, el ruido que producía durante el uso, el tamaño y la resistencia opuesta por el compañero. Algunas participantes señalaron dificultades asociadas con la inserción o la extracción, incomodidad, molestia y desagrado asociados con el uso, y movimiento del dispositivo durante el uso. También se señalaron algunos casos en los que el pene se deslizó entre el dispositivo y la vagina, y deslizamiento y rotura del dispositivo. Aunque no fue un factor determinante en los estudios realizados por FHI, los condones femeninos son relativamente costosos. Esto puede ser un factor que limita su aceptabilidad en un gran número de mujeres.

¿Qué sabemos acerca del condón femenino?
El condón femenino es una funda delgada, suave y holgada de plástico de poliuretano que se usa para cubrir la vagina. Tiene dos anillos flexibles: un anillo interior en el extremo cerrado, que se usa para insertar y colocar el dispositivo dentro de la vagina, y un anillo exterior, que queda fuera de la vagina y cubre los genitales externos. Dado que el dispositivo está hecho de poliuretano, puede usarse con cualquier tipo de lubricante sin dañar su integridad. Esto es una ventaja en los países donde no se pueden encontrar o no existen lubricantes para uso humano o basado en agua.

2. DIAFRAGMA FEMENINO
Es un método anticonceptivo de barrera, que consiste en un anillo o aro metálico de látex muy flexible que se coloca en el fondo de la vagina, cubriendo completamente el cuello del útero en forma de cúpula o casquete.

¿Cuál es el modo de acción?
Impide el paso de los espermatozoides al interior del útero, al tapar el cuello del útero que es el principal punto de paso del espermatozoide, se usa con una crema espermicida y gel (especial para diafragma) que se pueden conseguir en cualquier farmacia o supermercado. Se debe colocar 10 minutos antes de la penetración vaginal y no se retira hasta pasadas de 6 a 8 horas (para que actúe el espermicida). Si se quita el diafragma antes de trascurrido este tiempo es posible que algunos espermatozoides vivos de la vagina lleguen al cérvix y se desplacen hasta el útero.

¿Qué tan efectivo es el diafragma?
Si siempre lo usas antes de tener relaciones sexuales, y sigues bien las instrucciones el diafragma te va a ofrecer una efectividad de 94%. De no ser así, será efectivo solo en un 80%. Puede usarse cuantas veces sea necesario y tiene una duración aproximada de 2 años.

¿Cómo se coloca el diafragma?
· Si es la primera vez, lo más adecuado es que lo haga el obstetra. Pero no es complicado hacerlo, la clave es que cubra el cuello uterino y el anillo deber estar debajo del hueso púbico. Puede colocarlo hasta 2 horas antes de tener relaciones. Bien colocado, no notara la pareja.
· Con las manos limpias, cubre la cúpula del diafragma interior y el aro con 2 cucharadas de crema o gel y procede a insertarlo.Debes esperar hasta 6 horas para retirarlo después de una relación (lo mejor es sacarlo antes de las 12 horas). Si vas a tener sexo otra vez dentro de este lapso, con ayuda de un aplicador coloca más gel o crema (no toques el diafragma).
· Para retirarlo, coge al aro con el dedo índice por debajo y jala suavemente, Después de su uso se lava con agua y jabón neutro, se seca bien y se guarda en su estuche comprobando que no esté deteriorado. Bien conservado puede durar hasta 2 años. No lo uses durante la menstruación, en ese caso el condón masculino es lo más adecuado.

A CONTINUACION PONEMOS A CONSIDERACION POSIBLES INTERROGANTES A RESOLVER
[2], [3]
¿Cuál debe ser la función de los métodos de barrera en los programas de planificación familiar/salud reproductiva?
Los métodos de barrera deben formar parte de la variedad de métodos ofrecidos en todas las clínicas de planificación familiar/salud reproductiva (PF/SR). Las ventajas de los métodos de barrera, tales como la protección contra las ITS, así como la importancia del uso correcto y consistente para lograr protección contra el embarazo, deben recalcarse tanto a los profesionales de salud como a los usuarios. Con uso típico, los métodos de barrera brindan menos protección contra el embarazo y las ITS.
Los métodos de barrera deben presentarse a los usuarios de igual manera que los otros métodos, y se debe permitir que el usuario escoja el método que sea más adecuado para él o ella.
Muchos de los usuarios de PF corren el riesgo de contraer ITS, incluso el VIH; sin embargo, no pueden evitar sus encuentros sexuales arriesgados y, por ende, necesitan métodos preventivos. Los métodos de barrera son la única clase de métodos de PF que protegen a los usuarios contra las ITS. Una segunda razón por la cual los métodos de barrera son importantes es que algunas personas que necesitan PF no son médicamente elegibles para usar, o no están dispuestas a usar, métodos hormonales, DIU, anticoncepción quirúrgica.
No obstante, la evidencia anecdótica señala al sesgo de los profesionales de salud en contra de los métodos de barrera. Es posible que los proveedores perciban a tales métodos como ineficaces y se preocupan del tiempo requerido para educar, motivar y medir (en el caso del diafragma y del capuchón cervical) al cliente.
Aunque la eficacia típica de los métodos de barrera en realidad es menor que la de los métodos hormonales y los DIU, con uso constante y correcto, la eficacia de los métodos de barrera es bastante alta. A pesar de que algunos métodos de barrera requieren más tiempo para orientar a sus nuevos usuarios, los posibles beneficios de prevención de ITS y comunicación con las parejas sexuales son apreciables.

¿Protegen los condones contra ITS/VIH/SIDA?
Sí, las parejas que usan condones masculinos de látex correcta y constantemente tienen un menor riesgo de adquirir todas las ITS, incluso el VIH, comparado con los que no los usan. La reducción promedio es de un 50%, aunque en los últimos estudios sobre el VIH se ha comprobado que la protección con el uso constante del condón puede llegar a casi el 100%.
En todos los estudios se ha comprobado que los usuarios de condones masculinos de látex corren menor riesgo de contraer ITS en comparación con los no. La reducción general del riesgo parece ser de un 50%, pero esa cifra es un cálculo general que incluye tanto usuarios constantes y correctos como usuarios no constantes. En Tailandia, una campaña para el uso sólo de condones en burdeles está asociada con reducciones en las tasas de gonorrea y VIH con base en esta población.
Los usuarios a tiempo completo de condones de látex pueden reducir su riesgo a casi cero. En un estudio italiano multicéntrico se siguieron las parejas sexuales femeninas seronegativas de hombres infectados con el VIH durante un período medio de 24 meses. La tasa de incidencia de VIH se redujo el 90% en las mujeres cuyas parejas siempre usaban condones, en comparación con las mujeres cuyas parejas no los usaron constantemente o nunca los usaron; las mujeres cuyas parejas no eran usuarios constantes del condón no se beneficiaron.
En un estudio colaborativo realizado en varios países europeos, cerca de la mitad de 343 parejas usaron condones en cada acto de coito, y no ocurrió ninguna nueva infección de VIH entre los usuarios en forma consistente. Para las parejas que usaron los condones en forma inconsistente, ocurrieron nuevas infecciones de VIH, la tasa de éstas fue de 4,8 por 100 anualmente, a pesar de que el 50% de los usuarios en forma consistente afirmó usar condones por lo menos la mitad del tiempo. Estos dos estudios muestran que el uso en forma consistente del condón ofrece una protección altamente eficaz contra la transmisión del VIH, pero que el uso inconsistente conlleva marcados riesgos de infección por VIH.

¿Condones femeninos?
Si se usan correcta y consistentemente, los condones femeninos son muy eficaces en evitar la transmisión de las ITS (incluso el VIH), pero esto no se ha comprobado en los estudios sobre el uso humano.
Sólo se ha realizado un estudio, con muestra representativa, sobre el condón femenino y la reaparición de las ITS. Las mujeres con tricomoniasis fueron tratadas, ingresadas y seguidas por 45 días. Las usuarias consistentes no volvieron a infectarse, mientras que el 14% de las usuarias en forma inconsistente y las no usuarias volvieron a infectarse. La membrana plástica del condón femenino es impermeable al VIH y a otros organismos de ITS; por ello, el dispositivo puede reducir los riesgos de contraer VIH y otras ITS entre las usuarias consistentes.

¿Pueden reutilizarse los condones (tanto masculinos como femeninos?
El condón masculino no debe reutilizarse. La reutilización del condón masculino no puede recomendarse hasta que se realicen mayores investigaciones. Según los informes anecdóticos, la reutilización del condón masculino está asociada con tasas más altas de rupturas. Las membranas de látex, por lo general, no son lo suficientemente fuertes como para soportar estirones, fricción y limpiezas repetidas veces.
No se recomienda la reutilización del condón femenino. Actualmente no se recomienda la reutilización del condón femenino, hasta que se realicen mayores investigaciones. No obstante, según los informes anecdóticos de los estudios sobre aceptabilidad, una minoría de mujeres usan el condón femenino más de una vez. La reutilización no se ha asociado con tasas más altas de ruptura; en general, el condón femenino rara vez se rompe. Actualmente se están llevando a cabo estudios para determinar si la reutilización reduce la fortaleza estructural del mismo (incrementa la probabilidad de que haya ruptura) o aumenta el riesgo de transmitir ITS.

¿Cuándo debe colocarse el condón?
El condón masculino debe colocarse después de una erección y antes del contacto genital y anal.
El condón femenino debe colocarse en cualquier momento antes de que el pene toque la vagina, a fin de evitar exponerla al líquido de pre-eyaculado y al semen.
Aunque, por lo general, no se encuentran espermatozoides viables en el líquido emitido antes de la eyaculación, el VIH está presente en el líquido emitido antes de la eyaculación de un hombre infectado por el VIH. Dicha secreción puede transmitir enfermedades y, por ende, el condón debe colocarse antes de que ocurra contacto genital.

El proveer condones en varios tamaños ¿reduce la probabilidad de que se deslicen de su sitio o se rompan?
No. No existe evidencia alguna de que diferentes tamaños reduzcan la probabilidad de que los condones se rompan o se deslicen de su sitio. No hay ninguna necesidad de proveer condones de látex en más de un tamaño.
Algunos usuarios del condón se quejan de que los condones son muy pequeños o muy grandes, y algunos investigadores han supuesto que podría minimizarse la incidencia de rupturas si los condones se fabricaran en diferentes tamaños. En un estudio se evaluaron las tasas de ruptura y la aceptabilidad de los condones más grandes (diámetro de 55 mm) y más pequeños (49 mm) en comparación con el condón estándar de la industria (52 mm). En tres países, las tasas de ruptura fueron del 5,5% y 7,4% para los condones de tamaño estándar y para los más grandes, respectivamente. En tres otros países, las tasas de ruptura fueron menores del 5% y semejantes para los condones estándares y más pequeños; las tasas de deslizamiento también fueron semejantes. Más aún, el tamaño del condón surtió un efecto mínimo en la aceptabilidad del dispositivo. Puede ser que algunos individuos se beneficien de que haya diferentes tamaños de condones, pero su efecto no se ha demostrado, y, por ende, no se justifica que un programa invierta en condones de múltiples tamaños.

¿Deben usarse los condones de látex con lubricantes que contienen aceite?
No. Los condones de látex no deben usarse con lubricantes que contienen aceite ni con productos cuyo ingrediente principal es el aceite. Los aceites debilitan los condones y pueden incrementar el riesgo de que se rompan.
Los usuarios que usan condones deben ser orientados con respecto a los lubricantes obtenibles localmente que no contienen aceite y pueden usarse junto con los condones.
Algunas de las substancias que causan el deterioro de los condones de látex en cuestión de una hora de exposición son: el aceite mineral, el aceite de bebé, la vaselina, el aceite para asolearse, el aceite de oliva, el aceite de maní, el aceite de maíz, el aceite de girasol, el aceite de palma, la margarina, el aceite de coco, la mantequilla, las substancias repelentes de insectos, las pomadas contra quemaduras y hemorroides, el alcohol isopropílico, el aceite de bacalao y el aceite de tiburón. No debe recomendarse el uso de lubricantes que contienen estos productos junto con los condones de látex.
Otros productos que debilitan los condones de látex son las cremas vaginales específicas, los espermicidas vaginales y los lubricantes sexuales. Entre las marcas que fueron identificadas como dañinas a los condones figuran:
· Las cremas vaginales (Monistat, Estrace, Femstat, Vagisil y Premarin);
· Los espermicidas vaginales (Rendell's Cone y Pharmatex Ovule); y
· Los lubricantes sexuales (Elbow Grease, Hot Elbow Grease y Shaft).
Por otra parte, se ha comprobado que el aceite mineral debilita los condones de látex en gran medida, durante un tiempo de exposición de 60 segundos.
Según los estudios, algunos usuarios de condones creen que los productos que se remueven fácilmente con agua están hechos a base de agua y, por ende, pueden usarse con los condones. Sin embargo, varias de las lociones que los usuarios clasificaron como lociones a base de agua contenían aceite mineral como el ingrediente principal.
Así mismo, no se ha demostrado que los productos a base de agua sean dañinos a los condones. Es posible que los lubricantes a base de agua reduzcan el riesgo de fracaso del condón.
En un estudio se encontraron menores tasas de falla del condón cuando los condones se usaron con lubricantes a base de agua. No obstante, es necesario realizar más investigaciones.

¿Puede ajustarse a cualquier persona el diafragma o el capuchón cervical de un sólo tamaño?
No, el diafragma debe quedar a la medida, y debe haber disponible una variedad de tamaños en los lugares donde se ofrece este método.
Se han llevado a cabo dos estudios sobre un diafragma sin espermicida de un sólo tamaño (60 mm). Según el primer informe, un análisis de uso previo del diafragma, el índice de Pearl de embarazos fue de 1 por cada 100 mujeres durante un año de uso. En el segundo estudio, la tasa de embarazo en tabla de vida de 12 meses fue de 24,1 por cada 100 mujeres, y la alta tasa de falla llevó a que el estudio se terminara antes de lo proyectado. No se ha confirmado la eficacia de este enfoque modificado en cuanto al uso del diafragma.

¿Existen variedad de tamaños del capuchón cervical?
No, los capuchones cervicales que estén disponibles actualmente deben quedar a la medida, y debe haber disponible una variedad de tamaños en los lugares donde se ofrece este método.
Mientras no haya un capuchón de un sólo tamaño que pueda ajustarse a cualquier persona, se recomienda que cada usuaria use un capuchón que quede a su medida. Entre los nuevos capuchones de barrera cervical, figura al menos uno que puede adaptarse a cualquier individuo, y además se están llevando a cabo estudios en uso humano.

¿Existen restricciones al uso del diafragma o del capuchón cervical según el número total de partos que haya tenido una mujer?
No. Una mujer puede usar el diafragma sin importar el número total de partos que haya tenido. Sin embargo, después de un parto o de un aborto de segundo trimestre, se debe verificar que el diafragma aún quede a la medida.
Dado que el diafragma viene en tamaños de 50 mm a 105 mm, en diferentes modelos, para casi todas las vaginas se puede encontrar un diafragma que quede a la medida. No obstante, puede ser que el tamaño y tono del músculo de la parte superior de la vagina cambie después del embarazo y que, por ende, la mujer necesite otro diafragma.
No está claro si la eficacia del diafragma varía según la paridad. En un estudio importante sobre usuarias del diafragma, las mujeres multíparas tuvieron una menor tasa de embarazo que las mujeres nulíparas; en otro estudio, la tasa entre las mujeres multíparas fue más alta que entre las mujeres nulíparas. No es necesario orientar a las mujeres multíparas de que corren mayor riesgo de embarazo.

¿El capuchón cervical puede usar una multípara?
No. Una mujer puede usar el capuchón cervical sin importar el número total de partos que haya tenido, pero después de un parto o de un aborto de segundo trimestre, debe verificarse que el capuchón aún le quede a la medida. Las mujeres paras que usan capuchones cervicales tienden a tener una tasa de embarazo mucho más elevada que las usuarias nulíparas.
El capuchón cervical viene en cuatro tamaños: 22, 25, 28 y 31 mm. La mayoría de las mujeres pueden encontrar un capuchón que les quede a la medida, pero quizás un 10% de las posibles usuarias no logran hacerlo y deben usar otro método.
En una importante prueba clínica, la tasa de embarazo fue marcadamente más elevada entre las mujeres multíparas que entre las mujeres nulíparas, tanto en el caso del uso típico como en el del uso perfecto.

¿Cuánto tiempo se debe esperar después de un parto o de un aborto para usar un diafragma o un capuchón cervical?
No se debe usar el diafragma ni el capuchón cervical hasta seis semanas después del parto (vaginal o cesárea) o de un aborto en el segundo trimestre y hasta que el proceso de curación se haya completado. Puede que sea necesario volver a medir a la usuaria cuando llegue ese momento (no es necesario volver a hacer la medición después de un aborto de primer trimestre). Si la mujer tiene relaciones sexuales antes de las seis semanas, debe recomendarse el uso de otro método apropiado (es decir, el condón).
Es posible que la forma del cérvix, el tamaño de la bóveda vaginal y el tono del músculo vaginal cambien después de un embarazo y parto o después de un aborto en el segundo trimestre. La involución uterina se demora de cuatro a seis semanas en completarse, y además el sangrando o las manchas de sangre pueden continuar por un período de hasta ocho semanas (el uso del capuchón está contraindicado durante el sangrado).
Además, después del parto ocurre una reducción marcada de peso, y muchos profesionales de salud recomiendan que se vuelva a realizar la medición en la usuaria si ha perdido más de siete kilogramos.

¿Puede evitarse el embarazo si el diafragma se usa sin espermicidas?
Sí, pero no con la misma eficacia que cuando se usa con espermicidas. Hasta que haya mejores datos sobre la eficacia anticonceptiva que refutan las recomendaciones tradicionales, se debe aconsejar a las usuarias que agreguen espermicidas a los diafragmas colocados a la medida.
Dos estudios sobre diafragmas que no fueron colocados a la medida y que se usaron sin espermicidas tuvieron resultados contradictorios. Los resultados de las investigaciones sobre el uso de los diafragmas colocados a la medida y usados sin espermicidas también han sido contradictorios. En un estudio retrospectivo de los registros de pacientes, las mujeres que usaban continuamente un diafragma colocado a su medida (quitándoselo sólo para lavarse) sin espermicidas, tuvieron una tasa de embarazo menor que las mujeres que siguieron las instrucciones tradicionales. En una prueba aleatoria que comparaba el uso de diafragmas colocados a la medida con espermicidas vs. sin espermicidas, las tasas de embarazo con uso típico y uso perfecto fueron más bajas en el grupo de mujeres que usaron el diafragma con espermicidas, pero el estudio fue pequeño y la diferencia no fue estadísticamente significativa.
Algunos profesionales de salud creen que el costo de los espermicidas, la falta de confort por el exceso de lubricación que producen y la posibilidad de que causen irritación han resultado en que no haya mucho acatamiento por parte de las usuarias, y recomiendan el uso del diafragma sin espermicidas a fin de mejorar su aceptabilidad. Pero otro atributo importante del diafragma es que si se usa con espermicidas, protege contra las infecciones cervicales, y puede ser que el uso de los espermicidas disminuya el riesgo de infección por el VIH. Si el uso de espermicidas es parcialmente responsable de reducir el riesgo de infección por las ITS en una usuaria del diafragma, sería un daño instruir a las mujeres a omitir los espermicidas.

¿Cuánto tiempo debe esperar una mujer después del último acto de coito para removerse el diafragma o el capuchón cervical?
Las usuarias tanto del diafragma como del capuchón cervical deben esperar al menos seis horas después del coito antes de removerse el dispositivo o darse una ducha vaginal.
Al removerse, el diafragma debe lavarse (y secarse antes de almacenarse).
Los espermatozoides permanecen viables en la vagina por varias horas, pero la gran mayoría de células de esperma que pueden introducirse en el cérvix lo hacen dentro de las dos horas después de la eyaculación. El espermicida N-9 puede retener su efecto anticonceptivo por más tiempo: es decir, por más de un día dentro de un capuchón cervical y por 12 horas dentro de un diafragma. No se ha puesto bajo prueba el tiempo óptimo que el diafragma y el capuchón cervical deben permanecer en su sitio; dada la ausencia de evidencia que pruebe lo contrario, la recomendación tradicional de seis horas es una concesión sensata.

¿Debe la usuaria de un diafragma introducir más espermicida antes de tener coito por segunda vez?
Sí, la usuaria del diafragma debe introducir una nueva dosis de espermicida antes de cada episodio de coito. Si el coito ocurre seis horas o más después de la inserción del diafragma, la mujer debe introducir una nueva dosis de espermicida.
No se ha llevado a cabo ninguna investigación para comparar las usuarias del diafragma que introducen más espermicida antes de un segundo episodio de coito con las que no lo hacen. Es posible que el espermicida N-9 retenga su efecto anticonceptivo por más de un día dentro de un capuchón cervical, y por 12 horas dentro de un diafragma, pero se desconoce el efecto que puedan surtir múltiples eyaculaciones en la potencia del N-9. Dada la ausencia de datos concretos, sería prudente introducir una nueva dosis de espermicida cada vez que ocurra el coito.

El uso del diafragma o del capuchón cervical ¿incrementa el riesgo de contraer una infección del tracto urinario?
Sí, el uso del diafragma incrementa el riesgo de contraer una infección del tracto urinario (ITU).
Según la mayoría de los estudios, el índice de desarrollo de una ITU en las usuarias del diafragma es de dos a tres veces más alto que en las que no usan el diafragma. No obstante, no se sabe por qué es así. Aparentemente, el juego sexual y el coito introducen la bacteria Escherichia coli en la vagina. El espermicida, y probablemente el mismo diafragma, estimulan la colonización vaginal y uretral del Escherichia coli.
Hay varias estrategias que pueden resolver el problema de la ITU. Es posible que la micción justo antes y justo después del coito ofrezca cierto grado de protección. También puede que ayude el dejarse el diafragma adentro por menos tiempo. Puede ser que un diafragma más pequeño, o en otro estilo, disminuya la presión en la uretra. El cambiar al capuchón cervical quizás sea una opción que conserva muchas de las mismas ventajas del diafragma.
No existe evidencia alguna de que el capuchón cervical incremente el riesgo de contraer una ITU, aunque es posible que así sea. Dado que hay relativamente pocas usuarias del capuchón cervical, es difícil estudiar los efectos secundarios del uso del capuchón. Debido a que el capuchón cervical comparte con el diafragma la característica de exposición prolongada al espermicida, es posible que el uso de un capuchón incremente, en forma semejante, el riesgo de contraer una ITU.

¿Protege el diafragma o el capuchón cervical contra el VIH/SIDA y otras ITS?
Posiblemente. Actualmente, no se puede recomendar el uso del diafragma ni del capuchón, aun usados junto con espermicidas, para la prevención del VIH. Sin embargo, puede ser que el uso del diafragma reduzca la incidencia del VIH al evitar cofactores bacteriales de ITS que incrementan el riesgo de transmisión del VIH.
En el caso de una mujer que sostiene relaciones sexuales durante las cuales no puede usar condones femeninos ni masculinos, es improbable que si usa un diafragma, un capuchón con espermicida o sólo el espermicida, corra un riesgo mayor que si tuviera coito completamente desprotegida, y puede ser que hasta ayude a evitar una infección del tracto genital (ITG) en la parte superior del mismo.
Se desconoce la eficacia del diafragma y del capuchón contra el VIH. En gran parte depende del sitio de la infección; si la puerta de entrada del virus es el cérvix, el diafragma y el capuchón han de conferir una buena protección. Hasta que se determine la eficacia del espermicida N-9, no se puede recomendar el uso del diafragma ni del capuchón con el espermicida N-9 para la prevención del VIH.
El mayor riesgo de infección por VIH adquirida sexualmente está asociado con tener coito sin protección. La mujer necesita métodos para protegerse contra el VIH y otras ITS, aunque la protección sólo sea parcial.

¿Contra otras ITS?
Probablemente. Las usuarias del diafragma (y probablemente del capuchón cervical) con espermicidas probablemente corren un riesgo modestamente más bajo de contraer gonorrea y clamidia que las que no lo usan.
Se ha comprobado que el uso del diafragma disminuye el riesgo de contraer una ITS bacteriana o una enfermedad pélvica inflamatoria (EPI). Según un estudio, hubo una reducción de un 60% en el riesgo de EPI entre las usuarias del diafragma comparado con las mujeres que no usaron ningún método anticonceptivo. La reducción general de infecciones bacterianas cervicales debido al uso del espermicida sólo es del 25% al 50%, pero esa cifra es un cálculo general que incluye tanto las usuarias consistentes y correctas como las usuarias no consistentes. Por lo tanto, es posible que el uso de los espermicidas con el diafragma o el capuchón reduzca el riesgo de contraer infecciones cervicales. En estudios sobre las ITS bacterianas entre usuarias del diafragma y mujeres cuyas parejas usaron condones masculinos, las usuarias del diafragma tuvieron menor riesgo de contraer ITS que las mujeres que dependieron de sus parejas para que usaran un condón masculino. La eficacia de cualquier método que dependa del coito (es decir, uno que debe aplicarse a la hora o cerca de la hora de tener coito) depende de su uso consistente y correcto. Para estos métodos, la aceptabilidad y el acatamiento son tan importantes, o más importantes, que su eficacia para evitar enfermedades. Aun si un método femenino es menos eficaz que el condón masculino, si se usa consistentemente puede ser que surta mayor efecto en las tasas de enfermedad. Dado que el diafragma es un método que combina una barrera física (el dispositivo de látex o silicona) con una barrera química (el espermicida), es posible que sea más eficaz que el espermicida por si solo, pero hasta la fecha no hay datos que lo confirmen.

2. METODOS DE BARRERA QUIMICOS
2.1. ESPERMICIDAS
Productos químicos que se presentan en forma de óvulos o tabletas vaginales, crema, jalea, gel y espuma que destruyen los espermatozoides; los que contienen nonoxinol-9. Este método no lo distribuye el MINSA.
Presentaciones de productos químicos:
· Jaleas
· Espumas
· Tabletas
· Supositorios vaginales
· Óvulos
· Cremas

a) Mecanismo de acción
[4]
Inactivan o destruyen los espermatozoides en la vagina.

b) Tasa de falla
· Falla teórica o de uso perfecto 6 embarazos por cada 100 mujeres en el primer año de uso.
· Falla de uso o uso típico 26 embarazos por cada 100 mujeres en el primer año de uso.

c) Características
· Eficacia inmediata si se usa correctamente.
· No tiene efectos secundarios sistémicos.
· No requiere examen médico previo.
· No requiere prescripción médica.
· Algunos aumentan la lubricación durante el coito.
· Depende de la usuaria.
· Requiere una motivación constante.
· Está relacionado con el coito.
· Puede producir irritación del pene y vagina.
· No previenen las Infecciones de Transmisión sexual (ITS), VIH – SIDA, ni el HTVL1.
Para mayor protección de la pareja es recomendable el uso de condón.
· No debe recomendarse su uso en mujeres expuestas al riesgo de ITS, HIV-SIDA.

d) Contraindicaciones
· Personas que presenten hipersensibilidad a algunos de los componentes de los espermicidas.

e) Forma de uso
· Colocar el óvulo, tableta vaginal o gel en la vagina lo más profundo posible, 15 o 20 minutos antes de cada relación sexual.
· Debe quedarse acostada durante estos 15 o 20 primeros minutos para que el óvulo o tableta vaginal se disuelva.
· El efecto espermicida del óvulo, tableta vaginal o gel, dura sólo hasta una hora después de colocado.
· Si pasa más de una hora y no se ha tenido una relación sexual, debe colocarse otro.
· La usuaria no debe hacerse duchas vaginales o lavados internos luego de tener la relación sexual.
· Para cada relación sexual debe colocarse un nuevo óvulo, tableta vaginal o gel.
· No usar después de su fecha de vencimiento.
· Guardarse en un lugar fresco y seco.

f) Programación de Seguimiento
· Es necesario citar a la usuaria al primer mes de iniciado el uso, para evaluar el adecuado uso del método.
· Es importante que las parejas o personas usuarias acudan cada año para promover una consulta de promoción de salud reproductiva integral.
· Es conveniente mencionar a la usuaria que puede acudir al establecimiento en cualquier momento que ella o su pareja crea necesario.

A CONTINUACION PONEMOS A CONSIDERACION POSIBLES INTERROGANTES A RESOLVER
[5], [6]
¿Cómo se usan correctamente los espermicidas (Óvulos, crema, jalea, espuma)?
Los óvulos (también conocidos como tabletas y supositorios vaginales):
· Pueden usarse solos o con el condón u otros métodos para prevenir embarazos.
· Los óvulos se colocan antes de tener la relación coital pero la protección no es inmediata; después de su aplicación la pareja deberá esperar 10 minutos antes de cada relación sexual, según la recomendación del fabricante.
· Deben colocarse en el fondo de la vagina, lo más profundo posible.
· La protección dura aproximadamente una hora después de cada aplicación.
· Debe aplicarse uno para cada relación coital y respetar el tiempo de espera especificado, a fin de evitar un embarazo.
· No efectuar lavado vaginal hasta haber transcurrido 6 horas después de la relación sexual. Es normal que después de tener relaciones cóitales usando óvulos, salga un flujo de la vagina.

¿Cómo se utiliza las cremas y jaleas anticonceptivas?
· Pueden usarse solas pero es más recomendable utilizarlas junto con el condón para asegurar su efectividad.
· Tanto la crema como la jalea se pueden colocar con un aplicador.
· La crema o la jalea anticonceptiva se coloca antes de tener relaciones cóitales la protección es inmediata y dura aproximadamente una hora después de la aplicación.
· Debe aplicarse más crema o jalea antes de cada relación coital porque de lo contrario se queda sin protección anticonceptiva.
· No efectuar lavado vaginal hasta 6 horas después de la relación coital
· Es normal que después de tener relaciones coitales usando cremas o jaleas, salga un flujo de la vagina.

¿Cómo se usa la espuma anticonceptiva?
· Puede usarse sola o con el condón. Tiene la ventaja de permanecer mejor en el orificio cervical que las cremas o jaleas.
· Viene en un tubo en aerosol y se coloca con un aplicador.
· La espuma anticonceptiva se coloca antes de tener relaciones cóitales, la protección es inmediata y dura aproximadamente una hora después de la aplicación.
· Debe aplicarse más espuma para cada relación coital.
· No efectuar lavado vaginal hasta 6 horas después de la relación coital
· Deben guardarse en sitios frescos y secos, y no dejar al alcance de los niños.

¿Cómo se colocan la crema y jalea?
Los diferentes tipos de espermicidas se colocan de la siguiente manera:
· Lavarse las manos cuidadosamente con agua y jabón.
· Agitar el bote de espuma por lo menos 20 veces antes de llenar el aplicador de plástico.
· Después de llenar el aplicador, colocarlo dentro de la vagina y procurar que esté lo más cerca posible del cérvix.
· Con el dedo índice, empuje el tubo interior totalmente dentro del tubo exterior, esto sacará la espuma fuera del aplicador y la dejará dentro de la vagina.
· Sostener firmemente los dos tubos y extraerlos.
· En el caso de la crema o jalea, llenar con éstas el aplicador y seguir las instrucciones anteriores.

¿Cómo se colocan los óvulos?
Sacar al óvulo de su envoltura e insertarlo cuidadosamente en su vagina.Empujar hasta el fondo lo más que se pueda, hasta que quede cerca del cérvix.

¿Qué efectos o malestares se pueden presentar?
En algunas parejas se puede presentar:
· Inflamación local
· Reacciones alérgicas
· Flujo con olor ácido (al salir el espermicida de la vagina)
· Irritación en la vagina y en los genitales externos
· Aumento del riesgo de adquirir infecciones

¿Qué hacer en situaciones especiales?
· Si transcurre una hora desde la aplicación del espermicida y no se ha presentado la eyaculación, se debe colocar nuevamente.
· Ante la presencia de los malestares señalados se recomienda cambiar el método.
· En caso de irritación posterior a su aplicación o después de la relación coital efectuar un lavado vaginal con agua limpia, pero tomando en cuenta que si no han pasado 6 horas después de la relación coital, existe riesgo de embarazo.

¿Existen riesgos a un feto concebido mientras se usaban espermicidas o debido al uso de espermicidas durante el embarazo para evitar las ITS?
Según el peso de la evidencia, no existe ningún riesgo al feto debido a su exposición a los espermicidas. El ingrediente activo en la mayoría de los productos espermicidas, nonoxinol-9 (N-9), se absorbe en pequeñas cantidades desde la vagina durante su uso. Nunca se ha demostrado que el N-9 surta efectos sistémicos adversos en la mujer. Según un estudio, las usuarias de productos espermicidas con nonoxinol-9 u octoxinol corrían mayor riesgo de malformaciones congénitas en los embarazos concebidos durante su uso que las no usuarias. Pero según varios estudios subsiguientes sobre el uso de los espermicidas y defectos al nacer, no hay ninguna asociación, y los investigadores no creen que el uso de los espermicidas tenga efectos adversos en el feto.

¿Con cuánta frecuencia pueden usarse los espermicidas en un período de tiempo específico?
Es posible que el uso continuado de espermicidas tan frecuentemente como una o dos veces al día cause algunas rupturas pequeñas en el revestimiento vaginal, mientras que el uso cada día por medio no causa irritación significante. Si se detecta la irritación al examinar a la usuaria y si se dispone de una alternativa razonable, entonces debe aconsejarse a la usuaria que discontinúe el uso del producto espermicida hasta que haya sanado totalmente.
Los ingredientes activos en la mayoría de los productos espermicidas son surfactantes que rompen las membranas celulares de los espermatozoides, los patógenos y el epitelio genital. Según un estudio de aplicación frecuente de N-9, el eritema y las lesiones microscópicas del epitelio eran tan frecuentes en las mujeres que se introducían N-9 cada día por medio como en las usuarias de placebos. La tasa de irritación fue dos veces más alta entre las mujeres que se introducían N-9 una o dos veces al día, y cinco veces más alta entre las mujeres que se introducían cuatro supositorios de N-9 diariamente, que entre las usuarias de placebos. Se han reportado resultados semejantes en un estudio auspiciado por la Organización Mundial de la Salud (OMS) sobre el espermicida menfegol.
Los expertos temen que las lesiones al epitelio vaginal producidas por la irritación asociada con el uso de espermicidas aumente el riesgo de contraer infección por VIH debido a la exposición al VIH. Esto no se ha demostrado en estudios con humanos, pero es posible y, por ende, debe evitarse la irritación local.
No es común que el uso de espermicidas produzca molestias si se usa con las frecuencias típicas de planificación familiar (PF), es decir, una vez al día o menos. Si la usuaria siente molestias, puede ser que otro producto espermicida con distintos ingredientes solucione el problema. Si las molestias continúan, debe indicarse otro método anticonceptivo.
En estudios sobre el uso de espermicidas (aproximadamente una o dos veces al día) para propósitos de PF, cerca del 5% al 10% de las mujeres tienen síntomas de molestias después de usar los espermicidas. El significado clínico de las molestias no está claro porque la molestia es un problema autopercibido y puede ser que no esté correlacionado con signos de irritación vaginal o cervical detectada durante el examen de la usuaria.
Una mujer debe introducir una nueva dosis de su producto espermicida antes de cada acto de coito. Más aún, la mujer debe introducir una nueva dosis de espermicida si el coito va a ocurrir una hora o más después de introducirlo inicialmente.
Para que sea eficaz, el espermicida debe introducirse en la parte superior de la vagina, cerca del cérvix, con suficiente concentración del ingrediente activo. Debido a distintas formulaciones de entrega, algunos productos gotean hacia la vulva con más rapidez que otros; algunos se esparcen mejor que otros. Los fabricantes de los supositorios, jaleas y películas generalmente afirman que su producto es eficaz por hasta una hora después de su introducción, pero es posible que el período de eficacia sea más largo. Dado que los espermicidas generalmente son menos eficaces que otros métodos en evitar el embarazo, es prudente introducir una nueva dosis para cada acto de coito.

¿Protegen los espermicidas contra el embarazo, VIH/SIDA y otras ITS?
¿Contra el embarazo?

Sí. Los espermicidas pueden ofrecer bastante protección para la prevención del embarazo siempre y cuando se usen correcta y constantemente. Sin embargo, durante el uso típico, los espermicidas brindan mucho menos protección contra el embarazo que durante el uso perfecto.
Las tasas de falla de los espermicidas en el primer año de uso varían del 6%, con uso perfecto, al 21%, con uso típico. Estas tasas se asemejan a las del diafragma y del condón femenino.

¿Contra el VIH/SIDA?
Posiblemente. Por lo general, no se recomiendan los espermicidas para la prevención del VIH.
Sin embargo, en el caso de una mujer sexualmente activa que no puede usar condones masculinos o femeninos, un producto espermicida podría ser preferible a tener coito sin protección, a menos que ocurran múltiples actos coitales al día.
No se han realizado muchas investigaciones sobre el uso de los espermicidas y el riesgo de VIH, y los resultados de los únicos dos estudios publicados no concuerdan. En un estudio, las usuarias de esponjas anticonceptivas con nonoxinol-9 tuvieron una incidencia más alta de infección por VIH. En el segundo estudio, las usuarias de supositorios N-9 tuvieron una incidencia más baja de VIH. Hasta que mayores estudios aleatorios actualmente en proceso puedan resolver la controversia, no se puede recomendar el uso de espermicidas por si solos para la prevención del VIH.
En teoría, es posible que los espermicidas reduzcan la incidencia de VIH indirectamente al evitar los co-factores bacterianos de las ITS. También se ha demostrado que los espermicidas surten efectos directos en el VIH in Vitro.
El riesgo más alto de infección por VIH adquirida sexualmente está asociado con el coito sin protección. La mujer necesita métodos para protegerse contra el VIH y otras ITS, aun cuando la protección sólo sea parcial.

¿Contra otras ITS?
Sí, los espermicidas protegen modestamente contra la gonorrea cervical y la clamidia, en comparación con las que no usan ningún método.
La eficacia de cualquier método dependiente del coito (es decir, uno que debe aplicarse en o cerca del momento del coito) depende de su uso correcto y constante. Para estos métodos, la aceptabilidad y el acatamiento son tan importantes, si no más, como su eficacia durante el uso perfecto. Aún si un método femenino es menos eficaz que el condón masculino durante el uso perfecto, puede ser que tenga mayor efecto en las tasas de enfermedad si se usa en forma más constante. El uso constante del condón con espermicidas probablemente sea aun más eficaz.
Se ha comprobado que los espermicidas brindan protección contra algunas ITS bacterianas. En estudios con distintas clases de participantes y distintos planes de estudio, siempre se ha demostrado que el uso de los espermicidas reduce el número total de infecciones nuevas de gonorrea y clamidia. Según un estudio, hubo una reducción general de gonorrea en un 50% de las usuarias de nonoxinol-9, pero esa cifra incluye tanto el uso constante y correcto como el uso no constante. Se encontró una mayor reducción entre las usuarias más constantes de los espermicidas. En otro estudio, se encontró una reducción general del 25% entre las usuarias de nonoxinol-9. En los estudios que han comparado el riesgo de ITS bacterianas entre las mujeres que dependen de los condones masculinos con aquellas que usan un método espermicida, los riesgos fueron más o menos iguales para las infecciones. Lo más probable es que los espermicidas se usaron en forma más constante que los condones masculinos.

¿Cuán pronto posparto o postaborto pueden usarse los espermicidas?
Según los criterios de elegibilidad compilados por la OMS, los espermicidas pueden usarse en cualquier momento posparto o postaborto.
A pesar de que algunos proveedores recomiendan que no se usen los espermicidas hasta las seis semanas después de un parto o de un aborto, y después que se complete el proceso curativo y la involución del útero, no existe evidencia alguna que apoye esta práctica.
El uso de un espermicida por parte de mujeres lactantes tanto antes como después de las primeras seis semanas posparto y el uso después de un primer o segundo aborto, o posterior a un aborto séptico de un aborto séptico se clasifican bajo la Categoría 1 de la OMS. Por ello, la OMS recomienda el uso de espermicidas en cualquiera de estas circunstancias. Por extrapolación, la mujer no lactante también puede usar espermicidas en cualquier momento posparto.


Pensamiento de hoy…
“A medida que nos acercamos más al cambio de siglo, la inteligencia ya no basta. Existe una multitud de gente “lista” en todas partes, y muchas de esas personas no consiguen realizar sus metas vitales porque no pueden mantenerse a la altura de un mundo que cambia rápidamente. Por consiguiente, nunca haremos el suficiente hincapié que merece la importancia de la creatividad. En un mundo así puede que la creatividad sea la llave tanto para la supervivencia como para el éxito” (Daniel Coger)

DrFVGutarraC
UNT/FCS/EAPO/DAGO


[1] Tomado de MINSA, “Norma Técnica de Planificación Familiar, 2005. Lima Perú
[2] http://www.fhi.org/sp/RH/FAQs/diaphragm_faq.htm
[3] http://es.wikipedia.org/wiki/Diafragma
[4] MINSA 2005, Idem
[5] http://html.rincondelvago.com/anticonceptivos.html
[6] http://www.farmaciascr.com/productos.php?id=1&idsub=29

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada